EL CIEMPIÉS

0 comentarios

Algo muy especial para trabajar con los versículos semanales es usar el ciempiés.
Sobre todo para los niños más chiquitos, explique que es el ciempiés
El ciempiés es un insecto que puede tener de 15 a 190 pares de patitas.
Y es por ese tamaño que vamos a sugerir que 
el este en su salita.
Va a comenzar pequeño, y después semana a semana va a ir creciendo hasta llegar a ser enorme.
¿Y dónde está la enseñanza?
A cada semana veremos cuántos niños y Teens, también pueden participar...
Veamos cuántos logran decir el versículo sin mirar el ciempiés...





Ideas Para la Clase

0 comentarios


Sumisión

Una idea muy fácil y divertida para abrir el entendimiento y
conversar con los niños y con los Teens sobre sumisión
partiendo de los comportamientos y mostrando cuales de ellos son positivos y cuales son negativos. Miren que maravilla!
 










Mensaje de la Señora Ester

0 comentarios


Los humildes reconocen que necesitan ser orientados por personas más experimentadas.
 Los padres, abuelos,maestros pueden ayudarnos y aconsejarnos. Corresponde a cada uno aceptar o no la enseñanza. Para aceptar tenemos que ser sumisos, eso no significa tolerar ser maltratado, es simplemente lo contrario lo contrario de la arrogancia, resistencia, rebeldía, soberbia y desobediencia, algunas de las cosas que perjudican a las personas.

Debemos respetar a las autoridades del país, de la escuela y de la familia, siguiendo las leyes establecidas. Si para convivir en este mundo debemos seguir perfectamente los consejos de los mayores para no ser punidos, imaginen con lo que respecta a la espiritualidad. Además de los términos de la fe fundada en el Señor Jesús,debemos tener interés en saber lo que Le agrada y tener la disposición para obedecer.
“Además, tuvimos padres terrenales para disciplinarnos, y los respetábamos, ¿con cuánta más razón no estaremos sujetos al Padre de nuestros espíritus, y viviremos? ” (Hebreo 12:9).

El punto de partida es, a través de la fe, creer que Dios existe y que está listo para atendernos conforme promete en Su Palabra. Eso es posible siendo humilde y teniendo un corazón sumiso para obedecer al Dios Supremo.
Después de que el pecado entró al mundo, el ser human se inclinó hacia las cosas malas, a todo lo
contrario a la sumisión. Entonces, ¿cómo tener un corazón sumiso? Por medio del bautismo, la vieja
naturaleza humana muere y es sepultada en las aguas y la persona recibe una nueva naturaleza, capaz de someterse a lo que es correcto. Ese es un requisito para la salvación del alma.

“El que crea y sea bautizado será salvo; pero el que no crea será condenado.” (Marcos 16:16 ).

Además de creer tendrá que ser bautizado, pues la muerte de la vieja criatura nos permite vivir una
nueva vida, o sea, nacer de Dios. Entonces, sacrificamos la voluntad de la carne, permaneciendo lejos de la injusticia para seguir al Señor, quien es la propia Justicia. La Palabra de Dios es clara: los que no creen ya están condenados a vivir eternamente en el lago de fuego y azufre.
La vida cristiana es ardua, pero si escogemos una vida con Dios, Su Espíritu nos fortalece para resistir al mal. A través de la sumisión, conoceremos la Verdadera vida con la protección del Dios Altísimo.

Recurso para la clase - El Perdón

0 comentarios

Aquí se realizó un rompecabezas de un corazón negro. En el corazón rojo se colocan palabras referentes al perdón y sobre como nos sentimos al perdonar, en el negro (que es el que se debe cortar con formas de piezas para armar el rompecabezas del corazón) se pondrán palabras referente a como nos sentiremos si no perdonamos y guardamos rencor en nuestro corazón. Las piezas negras se colocan cubriendo el corazón rojo, y se les explicará a los niños que si quitamos la tristeza, el rencor, la amargura, el odio, etc. Nuestro corazón se pone sano y contento y estaremos mucho más felices y agradando a Dios.

El Poder de la Oración

0 comentarios




Cuando entendemos el valor de tener a Dios como Padre y Señor, y creemos en Su existencia, tenemos la oportunidad de conocerlo. A través de la oración, buscamos Su presencia; con una entrega sincera de nuestra vida acontece lo extraordinario: un encuentro verdadero con Él. Somos transformados y nacemos de nuevo; vivimos en Su total dependencia y desenvolvemos intimidad con Él. Cuando estuvo en este mundo, el Señor Jesús hablaba como Padre y con placer intercedía por nosotros con mucha intimidad: 

“Yo ruego por ellos; no ruego por el mundo, sino por los que me diste; porque tuyos son, y todo lo mío es tuyo, y lo tuyo mío; y he sido glorificado en ellos. Y ya no estoy en el mundo; más éstos están en el mundo, y yo voy a ti. Padre Santo, a los que me has dado, guárdalos en tu nombre, para que sean uno, así como nosotros” (Juan 17:9-11). 

Note que Dios escucho esa oración, pues hemos sido alcanzados con las salvación a través de Su sacrificio en la cruz por nosotros. También somos guardados del mal y tenemos unidad de espíritu al vivir en obediencia de Sus Mandamientos. Nuestra palabra también puede tener poder, así como la de Él.

Perciba que en la oración de Jesús no hay sentimientos, y si una seguridad de que Dios estaba escuchando y atendiendo. Esa es la fe inteligente, plantada por el Espíritu de Dios. Use esa fe para orar por los enfermos, por la familia, por la vida económica, por sus Siervos en Su obra, pues así Él será visto en su vida.

“Pero tú, cuando ores, entra en tu cuarto, cierra la puerta y ora a tu Padre que está en secreto; y tu Padre que ve en lo secreto, te recompensará en público. Y al orar no uséis vanas repeticiones; como los gentiles, que piensan que por su palabrería serán oídos” (Mateo 6:6,7).

Entonces anote estos consejos del Señor Jesús:
- Sea sincero delante de Dios, pues la recompensa viene de Él, no de otros o de méritos propios.
- Nada de llamar la atención de los otros ni de usar palabras decoradas, oraciones largas y fingidas. No por mucho hablar es que será oído, pero si por la sinceridad.
- Siempre diríjase al Señor con temor y prefiera estar solito con el, a gusto, sin querer mostrarse a nadie, pues Él ve la intención de su corazón, si es de amor o de fingimiento. Él nos conoce muy bien, no tenemos como engañarlo.

Adquiera el hábito de hablar con Dios, creyendo en Su Poder, y quede en la dependencia de Él para que dirija toda su vida. No olvide que es Poderoso y escudriña los corazones.

Recurso Para la Clase

0 comentarios

Educadoras, tenemos esta opción de recurso para los mas pequeños, se trata de un guante echo de fieltro con el cual enseñaremos a los niños el significado del versículo de esta semana que es Hebreos 4:12 " Porque la palabra de Dios es viva y eficaz, y más cortante que toda espada de dos filos; y penetra hasta partir el alma y el espíritu, las coyunturas y los tuétanos, y discierne los pensamientos y las intenciones del corazón”, con la primera imagen que es una biblia enseñaremos a los niños que en ella encontramos la Palabra de Dios, des pues con las demás imágenes explicaremos paso a paso el versículo y del porque la palabra de Dios se compara con una espada, pues así como una espada puede hacer cortes profundos, lo mismo hace la Palabra de Dios en nuestros pensamiento y corazón, ella llega a lo mas profundo para mostrarnos lo que somos. Cada imagen debemos colocarle velcro atrás para que se pueda pegar y despegar